Eliminar la tenencia vehicular nos afecta a tod@s

El día de ayer el Gobernador Rolando Zapata Bello anunció que enviará al Congreso del Estado una iniciativa para eliminar el cobro de la tenencia vehicular a partir del 1 de enero de 2016 y hasta el final de gestión, argumentando tres beneficios para los y las yucatecas:

  1. El fin del pago del impuesto por tenencia vehicular, permitirá a la ciudadanía ahorrar por pago de contribuciones hasta 220 millones de pesos a lo largo del 2016.
  2. Eliminar incentivos negativos que no han permitido tener un registro idóneo de los vehículos que efectivamente existen y circulan en el estado.
  3. Demostrar que una ciudanía cumplida es la base de un Gobierno que puede hacer más por el bienestar colectivo.

Sin embargo, esta medida a detalle es claramente engañosa, además de inequitativa y peligrosa para la sostenibilidad de nuestra Ciudad. Para ir desmenuzando esta “popular” propuesta es necesario responder las siguientes preguntas:

¿A quién beneficia que se elimine la tenencia vehicular?

Beneficia a una minoría de personas que son propietarias de uno o más automóviles, no a todxs lxs1 habitantes de este Estado. Además, la tenencia es un impuesto progresivo, es decir, pagan más quienes tienen automóviles más costosos, que por lo general son propiedad de hogares de mayor ingreso. Esto es sencillo de demostrar, de acuerdo a los datos de la Encuesta Nacional de Ingreso y Gasto de los Hogares (2010), el 83.5% de lo recaudado a nivel nacional con la tenencia provino de hogares de los 3 deciles de mayor ingreso. Es decir, la eliminación de la tenencia beneficia principalmente a una minoría que gana mucho más dinero que el promedio.

Otro punto que es necesario considerar porque se anuncia como otro beneficio para todxs, es la idea tergiversada de que el registro vehicular real (que todos los vehículo en circulación regular en el Estado porten placas yucatecas) se obtendría si se elimina la tenencia, y que ésto contribuirá a que “las fuerzas de seguridad pública hagan bien su trabajo”. El argumento me parece extremadamente forzado, sin duda existen propuestas que ataquen directamente ambas problemáticas de forma efectiva.

¿Cuáles son los efectos directos de eliminar la tenencia?

Primero, tal como lo indicó el Gobernador, se dejarán de percibir 220 millones de pesos que tienen una gran flexibilidad porque son administrados desde el Estado, no pertenecen a Fondos Federales que tienen reglas operativas que limitan o etiquetan el uso del recurso para acciones, proyectos, programas o poblaciones específicas (IMCO, 2015). Si bien, el Gobernador también mencionó que no se reducirá el gasto de otros programas por la “eficiencia en la recaudación del Estado”, eso no implica que debamos de dirigir recursos económicos para atender la enorme lista de problemáticas rurales y urbanas o la enorme deuda que arrastramos.

Segundo, la tenencia es un desincentivo directo del uso del automóvil porque grava la compra del vehículo e implica un gasto anual por su propiedad (Medina, 2012), al eliminarla desaparece este desincentivo y promueve que sea más atractivo y menos costoso adquirir un automóvil.

¿Por qué es importante desincentivar el uso del automóvil y no al revés?

Los vehículo automotores generan grandes costos para toda la sociedad (externalidades, en términos economicistas) a pesar de que la mayoría no tenemos o no utilizamos automóviles. Los costos están asociados a daños a la salud, muertes y lesiones de tránsito, inequidad en el acceso al espacio público y a la distribución del gasto público, entre otros costos que absorbemos todas y todos, tengamos o no auto. Realmente no me detendré en este punto porque considero que el siguiente video y la infografía explican con mucha claridad que #ElCocheNosCuesta:

elcochenoscuesta

¿En qué se podrían invertir los 220 millones de pesos recaudados en el cobro de la tenencia?

Sería ideal que el monto recaudado se dirija a Proyectos de Movilidad Urbana Sustentable, como reactivación y accesibilidad a espacios públicos, proyectos de peatonalización, biciestacionamientos públicos, infraestructura ciclista, entre otros.

Recordemos que el Gobierno del Estado lleva más de un año de retraso para la publicación del Programa Especial para Uso y Fomento de la Bicicleta, y que aún no se sabe nada del Plan de Movilidad Urbana No Motorizada a cargo de la Coordinación Metropolitana de Yucatán. Estos dos proyectos serían candidatos a ser financiados por los 220 millones que aparentemente el Gobernador cree nos sobran.

¿Por qué el Gobierno del Estado decide eliminar la tenencia vehicular?

¿Por qué un Gobierno promovería dejar de recaudar dinero a través de uno de los impuestos que, aunque no es perfecto, pareciera que es de los pocos que permiten una redistribución del ingreso? ¿Por qué un Gobierno preferiría eliminar un desincentivo a los vehículos de motor cuando, además, no está haciendo nada para promover modos de transporte sostenibles? Personalmente creo que la eliminación de la tenencia responde a un escenario de cálculo político – electoral, no a un interés por apoyar a la economía familiar. Si este decreto es aprobado por la Cámara de Diputados y Diputadas, se constatará que son más grandes los intereses políticos que el bienestar de los y las habitantes de Yucatán.


1 La pluralización en masculino representa un orden social sexista que practicamos sin darnos cuenta. Por ello se utiliza la letra “x” al pluralizar y referirse a personas que pudieran ser hombes y/o mujeres.

Referencias:

Díaz R (2012). Políticas públicas destinadas a reducir el uso del automóvil [versión en línea] México: ITDP: http://mexico.itdp.org/wp-content/uploads/parquimetrosOK.pdf

IMCO(2015).  Índice de Competitividad Estatal 2014 [versión en línea] México: IMCO: http://imco.org.mx/indices/#!/competitividad_estatal_2014/analisis/2014_ICE_Fiscal

INEGI (2015).Encuesta Nacional de Ingresos y Gastos en los Hogares 2014 ersión electrónica]. Aguascalientes: INEGI: http://www.inegi.org.mx/est/contenidos/proyectos/encuestas/hogares/regulares/enigh/enigh2014/ncv/default.aspx

Medina S. (2012). Transformando la movilidad urbana en México. México: ITDP, Embajada Británica.

SHCP (2014). Distribución del pago de impuestos y recepción del gasto público por deciles de hogares y personas. Resultados para el año de 2010 [versión en línea] México: SHCP: http://www.shcp.gob.mx/INGRESOS/Ingresos_dist_pagos/distribucion_pago_impuestos_resultados_2010_022021.pdf

Efraín Tzuc Salinas

@efra_tzuc

Observatorio de Movilidad Sostenible de Mérida

Un comentario

  1. Es lamentable que el gobierno tome estas medidas, a sabiendas de las terribles condiciones del sistema de transporte público y sobre todo de la reciente solicitud de los concesionarios de aumentar hasta 9 pesos la tarifa de transporte público. Con este monto que decidió eliminar de sus ingresos ¿será capaz de abstenerse a un aumento en la tarifa? Eso lo veremos en los próximos meses.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.